Reviviendo el Primavera Sound 2013

Una año más los finlandeses acudimos en masa a la llamada de uno de nuestros festivales preferidos, el Primavera Sound. Este año se autobautizó como el #bestfestivalever y la verdad es que no sabemos si fue el mejor pero sin duda estuvo a la altura de las espectativas. Por suerte este año no hubo problemas de organización y todo funcionó a las mil maravillas, como siempre, sin colas, con cerveza nueva (y cada vez más cara), noria de feria la mar de bonita, y menos escotes de los habituales para nuestra desgracia, todo ello gracias a un frío invernal que nos cogió a todos por sorpresa.

A pesar de todo, durante estos tres días (o 7 para los más indie-maratonianos) pudimos por unos momentos olvidarnos de la crisis, del paro y de los chorizos como Barcenas y demás mierdas que nos amargan la existencia, y retozar con nuestros vecinos europeos por una vez de igual a igual, al mismo nivel de prima de riesgo de resfriado. Grandísimos conciertos durante los tres días, grandes descubrimientos y muchas horas de caminata entre escenario y escenario que la novedosa idea de los Minis no pudo paliar. El año que viene proponemos que fleten autobuses, será más eficiente.

Mención especial para el sonido increíble del escenario Heineken aunque el año que viene harían bien de anivelar un poco el suelo porque los desniveles era más que molestos a partir de mitad de escenario y, cómo no, a la “carpa Calatrava” con la que nos echamos unas buenas risas.

Pasamos a continuación a revivir algunos de estos momentos mágicos con los que hemos podido disfrutar en esta edición. El año que viene más.

Créditos: Algunos de los videos y la foto que ilustra el artículo son obra de nuestro fotógrafo finlandés Alberto Bernaldo, no duden en seguirlo.

Deja un comentario